El marido de Díaz, en el expediente clave de las facturas falsas de UGT

José María Moriche, marido de la presidenta de la Junta, Susana Díaz, trabajó en cursos de formación para parados de UGT vinculados al expediente administrativo que más irregularidades presentaba en el caso de las facturas falsas ugetistas y en el que la Fiscalía Superior de Andalucía detectó indicios delictivos que, en buena medida, ratifican tanto la investigación policial en marcha como el demoledor informe de la Cámara de Cuentas.

Según la documentación mostrada esta semana a la propia Díaz en el Parlamento por el portavoz del PP, Carlos Rojas, el esposo de la presidenta trabajó durante 2010 para el Instituto de Formación y Estudios Sociales (IFES, dependiente de la UGT) en al menos uno de los cursos formativos recogidos en el macroexpediente 98/2009/J/217, donde se justifican hasta ocho millones de euros en ayudas para la formación de desempleados pero que está trufado de irregularidades presuntamente delictivas.

Por un lado, como alertan la Fiscalía Superior y la Cámara de Cuentas, la Junta podría estar dejando prescribir un expediente de reintegro (por un importe casi un cuarto de millón de euros) iniciado administrativamente en mayo de 2012. Se corresponde con el dinero abonado por UGT a la auditora Gabinete Interaudit SL la que avaló todos los gastos endosados por el sindicato al expediente 98/2009/J/217, incluidas las nóminas del marido de Díaz, una labor por la que cobró 240.654,59 euros cuando por revisiones de expedientes similares UGT había desembolsado una quinta parte: 50.000 euros.

Pero, por otro lado, ese mismo expediente está minado de más irregularidades sobre las que no alertó ni Interaudit ni la Cámara de Cuentas, entre otras cosas porque no saltan a simple vista en la mera revisión administrativa de las ayudas. Son las famosas facturas falsas de UGT destapadas por este diario el pasado verano, investigadas al menos por los jueces de Instrucción sevillanos Juan Jesús García Vélez y Mercedes Alaya y que han permitido al sindicato que lidera Cándido Méndez sobrefinanciarse mediante el desvío de las ayudas para los desempleados.

Las primeras revelaciones de EL MUNDO aludían expresamente al expediente 98/2009/J/217 donde sale a relucir el nombre del esposo de la presidenta de la Junta. Así, por ejemplo, los anuncios publicados en el diario El País y la Cadena Ser de la campaña ‘Así no’ convocando a la huelga general de 2010 contra el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero se cargaron a un curso de formación del citado expediente dirigido a especializar a desempleados en el cuidado de enfermos de Alzheimer.

También la publicidad inserta en los nueve periódicos locales del andaluz Grupo Joly para animar a la movilización contra la reforma laboral del antiguo ministro socialista Celestino Corbacho se terminó cargando a un curso formativo para la «atención sociosanitaria a personas dependientes en instituciones sociales», en concreto en el asiento 313 del expediente 98/2009/J/217. Y todo después de que el grupo editor de, entre otros, Diario de Sevilla maquillara al dictado la facturación, ya que, como consta en un correo electrónico dirigido desde el sindicato a un ejecutivo de ventas de Joly, la factura «tal como me la has enviado [reflejando expresamente que el anuncio era por la publicación de la campaña ‘Así no’] no me sirve».

Pero hay más e-mails que revelan otros desvíos de los fondos contemplados en el expediente 98/2009/J/217. «Me tienen que poner en la factura que nos tienen que enviar solamente en el concepto esto que les adjunto, nada de portes ni de pancartas verticales», se indicó desde el sindicato en un correo electrónico a Gráficas Olimpia, la empresa que tiene como administrador único al concejal de Urbanismo y portavoz del PSOE en el Ayuntamiento sevillano de Morón de la Frontera, Ignacio Cala.

Facturando genéricamente como «Publicidad», la empresa del edil socialista camuflaba que un dinero que debía destinarse íntegramente a un curso de formación para convertir a parados en celadores sanitarios en realidad había servido para costear las pancartas que portaba la dirección de UGT en la manifestación la huelga contra Zapatero y las lonetas de una asamblea conjunta de delegados ugetistas y de Comisiones Obreras que tuvo lugar en Sevilla el 30 de junio de 2010.

El mundo / Sevilla: Unidad Editorial Información General, S.L.U, 2015.– Actualizado: 02/05/2014 13:02 horas

http://www.elmundo.es/andalucia/2014/05/02/53635298e2704eb47b8b456b.html?cid=SMBOSO25301&s_kw=facebook

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s